sábado, noviembre 17, 2007

De Mar, de tí, de Él...

Háblame del orígen de los tiempos


de esos tiempos en que fuiste mio

cuando descubrí que fui de ti

de tu rostro y el mío con rostro de nosotros


Cuéntame de cómo sientes esto que yo siento

si tu eternidad es más grande que lo que veo

que la infinita apariencia del mar en el horizonte

donde el océano parece no acabarse nunca


Dime si esta caricia de viento, de brisa tibia y marina

es el consuelo de tus manos que me visitan desde el cielo

si desde aquí y hasta allá las gaviotas son el lazo de este encuentro

si las olas bañándome los pies son recuerdos de tu paso





Cuéntame sí, del origen que no tiene tiempo

del agua de sal que acompaña mis silencios

de ese sol que anuncia la salida de este día

del ocaso que este preciso instante me significa


Cuéntame de los sueños líquidos de estos ojos

del aire que rompe en revuelos este pelo

que tus días acariciaron, olieron y disfrutaron

y del sonido de caracolas donde se escucha la calma


Dime si tú como yo lo percibes con gozo

si ves la obra de arte en el amor de Sus manos

si te llega tan dentro el mismo sentir de Sus ojos

si escuchas Su voz tan dentro de ti resonando


Si tienes la certeza de saber lo que hoy yo sé

que Su eternidad es más grande que lo que veo

más que la infinita apariencia del mar en el horizonte

más que cuando el mar parece no acabarse nunca





Que las olas del mar en mis pies son aviso de Su paso

que la brisa me acaricia con Sus manos y me regocijo

y que este instante silente en que te pienso me siento plena

entregando a Él estas gotas de sal que surgen de tu ausencia


Qué haría sin Dios, sin mi Padre Bueno...

...Antes del origen de los tiempos ya era de Él

y sé que fue por Él que te conocí


...Lo celebro


(Por el regalo de haber podido sentir la caricia de la brisa en mi cuerpo y de las
olas en mis pies ese breve instante en que me maravillé de Dios en tu recuerdo)

23 comentarios:

Darilea dijo...

Que bello poema, me trajo el recuerdo de alguien que esta muy lejos..
Un beso.

IGNACIO dijo...

Querida Ingrid a buen seguro, en las mismas aguas que nos rodean, circulando por esto que llamamos tierra, a buen seguro te contaría las mismas frases, los mismos poemas, y el sentir de esta existencia sería, simplemente mútuo.
Precioso de nuevo.

Besos, unos cuantos.

Jesus Dominguez dijo...

Precioso. Más que leerlo lo he aspirado. Olía a brisa marina, claro.

Un saludo

Supermamá... dijo...

Que cierto lo que dice el amigo Jesús...esto es cual brisa marina, que llega para refrescar el alma colmandola de mucha luz.

Precioso..me encantó
bss

BELMAR dijo...







«Vi las mejores mentes de mi generación destruidas por la locura, hambrientas histéricas desnudas, arrastrándose por las calles de los negros al amanecer en busca de un colérico pinchazo, que pobres y harapientos y ojerosos y drogados pasaron la noche fumando en la oscuridad sobrenatural de apartamentos de agua fría, flotando sobre las cimas de las ciudades contemplando jazz.»

TOROSALVAJE dijo...

Es muy hermoso Ingrid, me ha gustado muchísimo, todo, enterito, es muy bueno.

Besos.

BELMAR dijo...



A cada paso,
una nueva sensación sobre la pluma,
que ahora es teclado,
que transmutada genera nuevos bríos,
al amanecer de lo humano...


BELMAR

ÉCLIDES dijo...

Quién como los hermosos románticos

sus versos besos aunque a veces quemen

Saludos

Doncel dijo...

Un poema con sabor a sal,viento y mar.
se parece a los colores de mi colina t invito a subir a ella. saludos. antonio

Basquiat dijo...

que intenso, celebro haberlo leído, tienes un bello lugar.
saludos.

Luis David dijo...

Es sólo que la mar es el recuerdo
de brisas y bellezas infinitas
que atan mis vivencias infinitas
al yugo sin final de tu recuerdo.
Inmenso como el mar es el recuerdo
que abraza mis pasiones infinitas,
que muero en mis noches infinitas
tan sólo por vivir de tu recuerdo.
De tanto batallar sólo recuerdo
del mar y de sus olas infinitas,
la noche y sus estrellas infinitas
que viven amarradas al recuerdo.
Y qué sería de mí sin el recuerdo
que avive tus caricias infinitas.

Poetiza dijo...

Bello, tierno y triste. Hay que celebrar que conociste el amor, que amaste, no importa si no fuiste correspondida de igual manera. Que Dios lo bendiga o lo castigue si a de condenarlo. Saludos.

runner48 dijo...

Bellas palabras, hermoso blog...

Anahi y Gustavo dijo...

El mar,
la brisa,
el recuerdo,
la presencia de ÈL,
todo conjuga en un bello poema.
Hermoso!

Saludos,
bendiciones y
muchas gracias!

Gustavo

Jorge Ampuero dijo...

Qué bello poema, y la intensidad de tus palabras cuyas raíces escarban en la esencia y revelación de Dios a nuestras vidas.

Saludos y muchas bendiciones...

el nombre... dijo...

gracias, primero por pasar por mi casa, ha sido y seguramente serán un placer estas "salidas" virtuales, a compartir formas de sentir, de vivir, de amar.
Viniste de la mano de dos "grandes": Malena y Juan de la Cruz, y eso me intimida un poco, lo confieso...

Al llegar acá me encuentro con un mar literal de poesía, de sensaciones, Ingrid, hermosas, intensas, emocionantes.

me alegro de habernos conocido.

Besos

Fernando Nerú dijo...

Realmente brillante, con un estilo nostalgico, inquietante, evocador y gracilmente estructurado.

Que Dios bendiga tu casa y a los que en tu corazón habitan.

Atte Fernando Nerú.

MaleNa Ezcurra dijo...

Tus letras acarician el alma.
En una tarde de domingo cualquiera en Baires, donde el sol llena todos los rincones, menos ciertos recovecos del alma que se niegan a recibir destellos.

Celebremos siempre celebremos.

Te abrazo compañera, siempre.

M.

Freyja dijo...

que maravilla de versos y que hermosa tu alma como logra dar gracias a Dios por haberlo tenido alguna vez en tu vida
la verdad que me impresiona que tengas un corazon lleno de recuerdos hermosos
mil disculpas si no te habia contestado antes pero no he estado bien de salud, asi que me doy animo y lentamente voy contestando cada compañia y saludo
ese espacio de Serrat es para mi muy especial, donde el canta y encanta al alma
te dejo muchos cariños y que estes muy bien
una linda semana y mil gracias y mil besitos


besos y sueños

Robin dijo...

A veces, cuando lo inmenso nos visita, sonríe la brisa, el mar, el sol, la arena...
A veces, se pierde la mirada en el azul del cielo y la memoria juguetea con nosotros a ser amable...
A veces, un poema es dulce de membrillo para el alma...

Vengo a dejarte un eco en el recuerdo, un año...ya

Mi beso...siempre

Ricardo Calderón Inca dijo...

Interesante poema dejas que toda mi imaginacion juegue irrepetiblemente con tus versos.
En verdad me gustó mucho muy sentimentalismo en tus palabras.
Besos a la distancia =Þ

Gonzalo Del Rosario dijo...

"Dime si tú como yo lo percibes con gozo

si ves la obra de arte en el amor de Sus manos

si te llega tan dentro el mismo sentir de Sus ojos

si escuchas Su voz tan dentro de ti resonando"

Qué versos tan sinceros.

azpeitia dijo...

Muy bellas las imágenes, y lo que escribes es muy hermoso, denota en tí, una especial sensibilidad....de poeta...un abrazo de azpeitia